¿Por qué elegir ventanas de PVC?

La eficiencia energética es una práctica que tiene como objetivo reducir el consumo de energía, desde 2013 es obligatorio el certificado energético emitido por un técnico competente para vender o alquilar cualquier vivienda. Para conseguir el uso eficiente de la energía, lo primero es un buen aislamiento de la vivienda y cerramientos y ventanas adecuados para conseguirlo. En Nicolás Pastor apostamos por las ventanas de PVC, y te vamos a explicar por qué.

¿Qué es el PVC?

Su nombre es Policloruro de vinilo, y en su estado original es un polvo amorfo y blanquecino, la resina resultante puede utilizarse para fabricar objetos flexibles y rígidos, y una de sus características más importantes es que resulta termoplástico, es decir, con el calor se vuelve blando y moldeable y una vez enfriado recupera la misma solidez con la nueva forma aplicada.

 

Características y ventajas del PVC:

  • Es muy resistente tanto a la fricción y la corrosión como al impacto y las influencias externas, lo que le convierte en un material muy adecuado para la construcción y la edificación.
  • Su densidad es baja, de 1,4g/cm3, por lo que es fácil de manejar e instalar.
  • Es muy versátil y admite la combinación de un gran número de aditivos, con lo cual ya es posible encontrar todo tipo de colores y aspectos…
  • Es muy buen aislante y no es conductor con lo que no hace falta realizar el puente térmico que se requiere en otros materiales como el aluminio, de manera que se puede conseguir un excelente aislamiento térmico y acústico.
  • Es muy duradero, las ventanas y los cerramientos se mantienen en buen estado incluso después de 6 décadas.
  • No se prende fuego con facilidad ni es propenso a la autocombustión, hoy en día se fabrica para ser autoextinguible y con componentes ignífugos..
  • A nivel económico su instalación resulta mucho más asequible que otros materiales.
  • No requiere un mantenimiento específico, basta con limpiarlo con agua y jabón.
  • Es un material respetuoso con el medio ambiente: durante su elaboración no se emiten sustancias tóxicas, sus perfiles se pueden reciclar y contribuye a ahorrar energía. además Marcas como Kömmerling hace años que eliminaron el plomo en su fabricación.

 

Diferencias entre las ventanas de PVC y de aluminio:

  • El PVC es más económico y ofrece las mismas prestaciones en cuanto a aislamiento que el aluminio.
  • Los cerramientos de PVC son más robustos y resistentes que el aluminio.
  • En el caso de ventanas y cerramientos, el PVC no condensa humedad frente al aluminio que si presenta condensación, aunque en ambos casos puede aparecer condensación en los cristales, que desaparecerá con una buena ventilación de la habitación.
  • Las posibilidades estéticas del PVC han mejorado notablemente, pudiendo encontrarse la misma gama de colores y acabados que en aluminio, incluso también existen cerramientos mixtos de los dos materiales.
  • El PVC tiene una baja conductividad térmica (0’16 W/m·K), unas mil veces inferior a la del aluminio, es decir, el material no conduce o transmite calor al exterior. Por ello, los perfiles de PVC no necesitan rotura de puente térmico, pues es todo el perfil el que rompe dicho puente térmico. El puente térmico se produce en perfiles metálicos, cuya alta conductividad les convierte en malos aislantes.

Siempre es importante hablar con un profesional que te aconseje desde el punto de vista técnico, en Nicolás Pastor somos especialistas en materiales de construcción y podemos asesorarte en función de tus necesidades para que tengas los mejores aislamientos para tu reforma.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies